La modificación de la Ley de Caza de CLM da la espalda a las peticiones del sector

 

La Real Federación Española de Caza (RFEC) manifiesta su sorpresa ante las palabras del consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha, Francisco Martínez Arroyo, en el debate sobre la actividad cinegética celebrado ayer en el Pleno de las Cortes regionales, afirmando que el borrador de la nueva ley de caza de CLM está “totalmente cerrado”, dando así nuevamente la espalda a las peticiones del sector.

Con apenas dos años de vigencia desde su aprobación en marzo de 2015, el Gobierno regional, respaldado por Podemos, va a cambiar –nada de “modificar”, como afirma–, esta norma casi en su totalidad, que ya ha presentado, o presentará de forma inmediata, en la Asamblea regional para su ratificación, y de la que el consejero afirma que cuenta con amplio consenso de los sectores implicados.

La RFEC quiere dejar patente que tal afirmación es falsa y pide a Martínez Arroyo que explique a qué sectores se refiere y con quiénes ha consensuado esta nefasta ley que pretende aprobar ahora, recalcando, así mismo, que la actual redacción del borrador de la nueva ley de caza sigue sin contar con la aprobación del sector más directamente implicado, el cinegético, cuyas alegaciones siguen sin ser tenidas en cuenta por el Gobierno regional.

Para el ente federativo está demostrado que el PSOE de Castilla-La Mancha se está plegando a las indicaciones anticaza de Podemos, una formación a la que no le importa el alto valor económico de la caza ni los puestos de trabajo que crea y mantiene esta actividad año tras año.

Para la Federación Española de Caza la ley de 2015, la que ahora pretende cambiar el Gobierno Podemos-PSOE por mero capricho político, es, en general, una buena ley, que sí contó con el amplio consenso de la mayoría de los interesados.

Respecto a las propuestas de Podemos contra la caza en Castilla-La Mancha escuchadas ayer en el pleno de las Cortes regionales, como pretender que la licencia se conceda sólo a partir de los 18 años y afirmar que Castilla-La Mancha lidera el ranking de accidentes de caza, la RFEC quiere aclarar a esta formación política que hace más de un siglo que la licencia de caza se concede a los menores de edad y que es falso que esta autonomía “lidere el ranking” de accidentes de caza, una afirmación gratuita por parte del representante de Podemos que no está respaldada por ningún informe técnico al respecto.

Así mismo, la RFEC quiere agradecer al Partido Popular la presentación de la propuesta de resolución para no modificar la Ley de Caza sin contar con el consenso del sector y de apoyo a la actividad cinegética, desde todas las instituciones de Castilla-La Mancha, por su importancia económica, deportiva, recreativa, lúdica, social y cultural, propuesta que fue rechazada gracias a los votos de PSOE y Podemos.

Deja un comentario