¿Es la ivermectina una solución a los brotes de sarna en fauna?

La sarna es un proceso parasitario causado por un ácaro capaz de causar verdaderos estragos en las poblaciones a las que afecta por su amplio espectro de hospedadores (puede afectar desde conejos a cabras montesas pasando por ciervos o corzos), su elevada contagiosidad y su resistencia.

Está demostrado que la ivermectina, un antiparasitario de amplio espectro, es un tratamiento efectivo contra la sarna en animales domésticos, pero a la hora de tratar a animales salvajes las dificultades e inconvenientes se disparan.

Sánchez-Isarria y colaboradores trataron de valorar la efectividad de las vías de aplicación del fármaco (vía oral y vía subcutánea) sobre ejemplares de cabra montés en semilibertad, con el objetivo de mostrar el camino a seguir en tratamientos reales de poblaciones en el medio natural, de una manera efectiva y económicamente viable.

A la hora de proponer un tratamiento frente a la sarna sarcóptida en animales silvestres se tienen sortear diversos problemas como:

• Reducir o eliminar el manejo de los animales en lo posible.

• Tratamientos masivos, la posibilidad real es a través del agua o la comida.

• Formula estable de compuesto, compatible con la vía de administración.

• Dosificación efectiva. No sólo se debe de calcular la dosis terapéutica sino calcular y asegurarse de que pueda ingerirá la cantidad suficiente (agua o alimento) para que el animal este tratado correctamente.

El estudio se centró en la aplicación de ivermectina por vía oral a través de piensos. Previamente se había comprobado la alta eficacia de la inyección por vía subcutánea, en animales a los que había sido posible capturar.

Los animales silvestres fueron mantenidos en un cercón durante el proceso. Se les suministro pienso medicado, similar al utilizado en especies domésticas. La ración “dosis efectiva” era de 200g y se alimentó a los animales cada 3 días en 3 ocasiones.

Se pudo comprobar que los animales tratados con pienso medicado tardaron más en alcanzar la dosis terapéutica que con la inyección subcutánea, pero, por otro lado, una vez acabo el tratamiento, la ivermectina también permaneció más tiempo en sangre en los animales tratados por vía oral, hasta 117 días, lo cual evitaría reinfecciones causadas por los huevos de los ácaros que permanecen tras la eliminación de los adultos.

Por lo tanto se observó que la utilización de ivermectina en animales silvestres puede ser una opción eficaz para el tratamiento de sarna o de otros problemas parasitarios, si bien es necesario conocer y aplicar la normativa sobre medicamentos veterinarios y sus limitaciones, así como tener en cuenta que esos tratamientos suponen la presencia de residuos en la carne durante tiempos prolongados, lo que tiene que ser tenido en cuenta a la hora de consumir la carne de animales en las zonas de tratamiento, obligando a una suspensión de ese consumo durante, al menos, 4 meses desde su finalización.

Si quieres conocer más detalles sobre la sanidad de nuestras especies de caza mayor y como llevar a cabo una gestión eficaz, aprovecha la oportunidad e inscríbete en el Curso online sobre Gestión Sanitaria y Control Veterinario de Caza Mayor de Ciencia y Caza que aborda éstos y muchos otros aspectos de una forma práctica.

Referencia del artículo:

SÁNCHEZ-ISARRIA, MA; HERMOSO, J; THEUREAU DE LA PEÑA, J, CASANOVA,G; BURGUI, JM, SANCHIS, G; AREVALO, P; SÁNCHEZ, R. (2007) “La ivermectina como tratamiento de la sarna sarcóptica en el medio natural: vías de aplicación” II Congreso Internacional del género Capra en Europa” Granada. Pag: 269-276.

Fuente: cienciaycaza.org

Deja un comentario