IV Prueba de Trabajo para Cachorros de Podenco de Mirabel

Fuente: ElPeriódicodeExtremadura.com –  E.P.E.,  09/05/2012

Cuarta edición y cuarto éxito para la Prueba de Trabajo para Cachorros de Mirabel, impulsada y organizada por el consistorio de la localidad con la ayuda de la asociación Podencoex (Asociación Extremeña de Cazadores con Podenco) y la Federación Extremeña de Caza, y que cada vez cuenta con más firmas patrocinadoras.

31 cachorros han participado este año repartidos en tres categorías, de 0 a 6 meses (el perro más joven era de 2,5 meses), de 7 a 9 y de 10 a 12 meses.

El tiempo acompañó y el público respondió para disfrutar del espectáculo en el coso de la plaza de toros de Mirabel, donde los cachorros debían demostrar su pasión por la caza, su sensibilidad olfativa, comportamiento ante la maleza y su instinto con la presa. Los cachorros de más edad demostraron grandes dotes, mientras que a los más jóvenes se les notaba su inexperiencia, aunque muchos “apuntaban maneras”.

Y mientras los cachorros se desenvolvían con más o menos soltura entre los tarameros instalados en el coso en busca de su presa, sus dueños, sus conductores, le daban instrucciones desde la distancia viviendo cuatro minutos de máxima emoción que el numeroso público pudo palpar. La novedad en esta edición fue la realización de un disparo de fogueo para ver la reacción de los cachorros. Si van a ser grandes cazadores deberán acostumbrarse a las detonaciones de las armas de sus dueños y amigos.

En la categoría de 0 a 6 meses se impuso Chispa, seguida de Lua y Centella, las tres del mismo propietario, de Leopoldo Gómez Coronado, de Quintana de la Serena. En la de 7 a 9 meses el mejor fue Curro, de Juan Manuel Guerrero, de Puebla de la Calzada; seguido de Lord (Jesús Esteban, de Navalmoral de la Mata) y Capi (Raúl Sánchez, de Plasenzuela). En la categoría de los grandes (de 10 a 12 meses) ganó Ela, de Vicente Alama (Ibahernando), que además se llevó el título de mejor cachorro de la prueba. La segunda posición fue para Hada, de Raúl Rodríguez (Montijo); y la tercera para Rayita, de Jesús Esteban.

Y como colofón de una prueba que crece año a año con la experiencia de sus organizadores, hubo una exhibición de podencos canarios.

Deja un comentario