Pluma y pólvora: ‘Carta a Frank Cuesta’

Ex-querido Frank Cuesta:

Me cuesta mucho reprimirme, a mí y a todos los cazadores, para no faltarte al respeto, más que nada porque no somos como la tribu violenta de tus seguidores, que escupen odio y muerte en cada comentario, somos más nobles y cívicos. Para muestra, 300.000 botones que colapsaron Madrid el 5J y no hubo ni un solo altercado.

Al principio te seguía en tus programas y andaduras. Soy cazador, amante de los animales y, sobre todo, de los seres humanos. Me gustaba aprender, ver, escucharte y reírme contigo, pero ya no. Has entrado en un tema que es mi pasión y mi modo de vida: la caza.

frank cuesta caza cebraDime, ¿qué adelantas con esto? “Robas” una foto de un cazador, en este caso deportista de élite, la cuelgas en tu muro y la expones al público, a tu público, para que sea objeto de burlas insultos y amenazas por parte de tus deplorables seguidores. Estos que se declaran animalistas pacíficos, pero su verborrea y comentarios dirigidos a un ser humano ponen en clara evidencia lo que son. Ponles tú el adjetivo, los cazadores tenemos muy claro lo que son. Empiezo a pensar que cuando tu nivel de audiencia decrece, haces estas cosas para captar más “zombis”.

Hace unos días vi tu vídeo sobre el trágico final de un joven torero. Pedías respeto, lo cual alabo. Ahora tengo que recriminarte esta acción con la foto del cazador porque provocas a tus incondicionales para que apaleen (espero que no sea literalmente, aunque no me extrañaría nada leyendo algunos comentarios) a un hombre que lo único que ha hecho ha sido cazar una cebra, legalmente, con su dinero y con su tiempo.

¿Cómo justificas pedir respeto por un lado y luego encender la mecha por el otro? ¿Necesitas dinero?¿Fama? ¿Alimentar a tus huestes cargadas de odio y violencia?

Ha tenido que fallecer un hombre para que un país entero se dé cuenta de lo que es en realidad el animalismo radical, la violencia contenida y reflejada en un mensaje. Gente cobarde que se oculta tras una pantalla y un perfil falso. Gracias, gracias por estas publicaciones en las que la sociedad ve en realidad quiénes son los violentos.

Hazte un favor, párate y redirige tu lucha en contra del furtivismo, la extinción de especies consideradas exóticas en España, el tráfico de marfil, la contaminación, incluso contra la caza y los toros, pero hazlo desde el respeto y la educación que tú pediste.

Me despido de ti con un refrán muy castellano y deseando que este señor te ponga a ti y a muchos de tus seguidores delante de un juez por injurias, amenazas y daño moral: “A dios rogando y con el mazo dando”.

Por Juan Lobón

3 Comments

  1. ana isabel

    Muy de acuerdo con lo que escribes, me parece fatal lo que ha hecho Fran Cuesta. Ahora bien, espero que trates a tus perros de caza con un mínimo de decencia y no los abandones al final de la temporada como otros compañeros tuyos. Un saludo

    • Hay un informe del Seprona que indica que los perros de los cazadores son los menos maltratados. si un tarado mental que da la casualidad de que es ”cazador” abandona a su perro no es cuestion de que sea o no cazador.si otro es médico y hace lo mismo ¿que pasa.que los médicos son unas impresentables?

  2. Muy bien escrito , frank ya tienes la respuesta de un colectivo quizás más educado que el tuyo y también un fan tuyo menos, que tengas suerte.

Deja un comentario