La Xunta estudiará su censo de jabalí para el control poblacional

jabalíes

La directora general de Conservación de la Naturaleza de la Xunta de Galicia, Verónica Tellado, destacó que la Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Infraestructuras trabaja en un plan técnico para la gestión del jabalí que incluye, entre otras actuaciones, una revisión de las estimas poblacionales y que servirá de base para el diseño de los promedios necesarios para un idóneo control de las poblaciones.

Tejado intervino ayer en la Comisión Parlamentaria 7ª en la que añadió que otras medias que se incluyen son el manejo adecuado de la especie y sus hábitats, una mejora en la gestión de los tecores y de las zonas libres de caza, así como la protección a cultivos y pastos. Aclaró que, con la finalidad de agilizar y actuar con la mayor rapidez en la toma de medidas, los Servicios Provinciales están actuando coordinada y directamente con el sector agroganadero.

Explicó que en el caso del jabalí se incrementó notablemente la presión cinegética en los últimos años y los datos de capturas demuestran el esfuerzo que se lleva hecho para frenar su expansión, ya que en la temporada 2007/2008 se registraron 7.452 ejemplares, mientras que en la última temporada (2013/2014) se superaron los 15.000 ejemplares. También destacó el hecho de que había incrementado el período hábil de caza (casi un mes y medio desde 2001) y también que se permite su caza por daños fuera del período hábil establecido.

Según los datos que registra la Dirección General a lo largo de 2014 los avisos por daños provocados por el jabalí fueron reduciéndose, mientras que los ataques de lobo mantienen un número constante. En los últimos años se muestra una tendencia de aumento significativo en los daños provocados por el oso, principalmente a colmenas.

En el caso del lobo, puntualizó, hay que tener en cuenta que se trata de una especie de interés comunitario, por lo que se opta por buscar una gestión que permita conseguir el objetivo de mantener una población viable de lobos dentro de un marco de coexistencia con el mundo rural y compatible con las actividades agropecuarias, que contribuya a la conservación de la especie. Recuerda que cuenta con un plan de gestión específico en el que se permite la caza como medida de gestión.

No obstante, la Xunta de Galicia lleva destinado un presupuesto de 1,7 millones de euros para paliar los efectos de la fauna silvestre, en concepto de ayudas por daños, medidas preventivas y pagos directos por responsabilidad patrimonial desde 2009.

Fondo de Corresponsabilidad

La Directora General señaló que una de las principales novedades incorporadas a la nueva Ley de Caza fue el Fondo de Corresponsabilidad, con el que se contribuirá al soporte de las cargas que la responsabilidad por los daños ocasionados por la fauna salvaje lleva aparejada.

Destacó que el Gobierno es consciente del gran conflicto social que ocasiona la fauna silvestre y no es ajeno a este problema, por lo que trabaja y emplea todos los medios técnicos y posibles para buscar soluciones. Acabó afirmando que se debe conjugar las actuaciones de control con la sostenibilidad de estos recursos, de manera que se logren una poblaciones equilibradas que no supongan una grave problema para las economías rurales pero tampoco para los ecosistemas en los que se integran.

 

Deja un comentario