Malta aprueba seguir con la caza de tórtolas y codornices en primavera

356 - Caza chica (2) codorniz media veda

Los cazadores de la República de Malta han ganado la votación en la que se decidía si se iba a seguir permitiendo la caza de aves migratorias, en concreto tórtolas y codornices, en primavera, una tradición de siglos de antigüedad pero no permitida en ningún otro lugar de la Unión Europea, según informa la agencia Reuters.

El referéndum del pasado sábado, día 11 de abril, fue pedido por los ecologistas que querían abolir esta excepción a la normativa de la Unión Europea, por la que se permite a los cazadores de esta isla abatir tórtolas y codornices durante veinte días en los meses de abril y mayo, argumentando que esta caza primaveral, durante la migración prenupcial, afecta a la supervivencia de estas especies. Pero los cazadores insistieron en continuar aplicando tal excepción, que formó parte de las negociaciones de Malta para su ingreso en la Unión Europea hace diez años.

El primer ministro, Joseph Muscat, que había apoyado a los cazadores, dijo el domingo que habían ganado por cerca de 51 por ciento de los votos. El referendum se realizó después de que Tribunal Constitucional de este país aprobara el pasado 9 de enero la celebración de la consulta, rechazando el recurso presentado en su contra por diversas organizaciones de cazadores.

 

Malta es el único país de la Unión Europea que permite la caza de la tórtola y la codorniz durante la primavera, periodo en que los pájaros vuelan hacia el norte para reproducirse después de pasar el invierno en África.

Demandas contra Malta

Durante los últimos años la Comisión Europea ha presentado varias demandas contra Malta, pues la caza de estas especies en primavera está prohibida por la legislación europea, pese a que Malta aplica en este caso una excepción unilateral.

En las demandas presentadas en 2007 y 2008, las autoridades europeas recordaban que la legislación comunitaria de protección aves silvestres permite que algunas especies puedan cazarse siempre que no sea durante la temporada de cría ni de migración primaveral.

En las negociaciones de adhesión de Malta a la Unión Europea fue tratado ya este asunto, donde Malta sostuvo que autorizar la caza de la codorniz y la tórtola en primavera se ajustaba a la posibilidad de excepción limitada reconocida por el artículo 9 de la Directiva de Aves.

Respondiendo a una solicitud de Malta durante tales negociaciones, la Comisión Europea afirmó que dicha excepción es posible si se cumplen las estrictas condiciones que impone la Directiva de Aves. A juicio de la Comisión, las circunstancias que permitirían el reconocimiento de esa excepción, entre las que se encuentra la ausencia de soluciones alternativas, no se dan en este caso.

En 2009, Malta fue condenada por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea por haber mantenido la caza de primavera, aunque el mismo Tribunal permitió a Malta que autorizara una breve temporada de primavera para la caza de la tórtola y la codorniz.

 

Deja un comentario