Castilla-La Mancha calcula que perdería 3,3 millones de euros/año con la LUC

castilla la mancha consejero agricultura

Castilla-La Mancha es la comunidad autónoma con mayor actividad cinegética de España, por lo que pide no perder ingresos de las tasas de las licencias de los cazadores de otras regiones y así se lo ha solicitado por carta a la ministra Isabel García Tejerina.

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, participó ayer en varias reuniones del Consejo Consultivo en el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. A la salida, Martínez Arroyo respondió a las preguntas de los periodistas, entre ellas, las razones de Castilla-La Mancha para no firmar el acuerdo de la Licencia Única de Caza Interautonómica, propuesto por el Ministerio y que sólo han refrendado cuatro comunidades autónomas.
En este sentido, manifestó que el Gobierno regional está a favor de una licencia única de caza para eliminar trabas burocráticas, pero ha insistido en que el Ministerio tiene que comprender que “la gran parte de la actividad cinegética de España se desarrolla en Castilla-La Mancha y eso tiene que verse, de alguna manera, reconocido a través del reparto de recaudación de las tasas”.
Martínez Arroyo explicó que Castilla-La Mancha percibe “6,5 millones de euros al año, de los que 3,3 millones de euros proceden de cazadores de otras comunidades autónomas”, por lo que “si nosotros ponemos en marcha esta licencia interautonómica sin llegar a un acuerdo, nos vemos en una situación problemática desde el punto de vista financiero de ingresos y gastos”, añadió.
Según los cálculos de la Consejería, “si todas las comunidades autónomas firmaran ese acuerdo, Castilla-La Mancha perdería 3,3 millones de euros al año”. E insistió: “Cómo explicamos a los habitantes de Castilla-La Mancha que vamos a dejar de ingresar 33 millones de euros de ingresos procedentes de las licencias de caza y pesca en diez años”.
El consejero de Agricultura considera que “si en unas comunidades autónomas se caza más que otras, esas comunidades tienen que ingresar más; simplemente, porque las licencias están vinculadas al lugar donde se desarrolla la actividad cinegética y, en este caso, Castilla-La Mancha es la primera”.
En cualquier caso, Martínez Arroyo quiso aclarar su posición de “colaboración total para que haya simplificación para los cazadores, tanto en Castilla-La Mancha, como en el resto de comunidades autónomas”, para poder llegar a futuros acuerdos.

Deja un comentario