Finlandia vuelve a autoriza la caza de lobos para paliar daños

lobo finlandia

Bajo presión de los ganaderos y de los habitantes de las zonas rurales, Finlandia ha dado el visto bueno a la caza de 46 lobos grises de los 250 estimados. El objetivo es disuadir a algunos agricultores que, para proteger sus reses de la amenaza de estos predadores, están abatiéndolos de forma ilegal. 

Las autoridades quieren llevar a cabo estas cacerías para ver si esto puede constituir una solución al conflicto del lobo en el país. A cada región se le ha asignado una cuota y sólo pueden participar los cazadores con la licencia requerida, aconsejando a los cazadores que se centren en los animales más jóvenes para evitar la dispersión de las manadas.

Entre 2007 y 2015, la caza de lobos se prohibió para preservar a estos mamíferos, después de un forcejeo entre Helsinki y la Comisión Europea. Según los defensores de la caza, esta prohibición logró el efecto contrario al esperado, impulsando el furtivismo a gran escala. Desde entonces las manadas se reprodujeron y en 2015 Finlandia volvió a autorizar la caza, asegurando que analizaría las consecuencias al cabo de dos temporadas.

La caza no afecta a las zonas de criaderos de renos del norte del país, donde los lobos atacan los rebaños. En ese caso se entregan permisos especiales a los ganaderos por un periodo de 21 días para matar exclusivamente a los animales que hayan atacado a reses.

 

 

Deja un comentario