La Diputación de Cáceres presenta la guía ‘La Caza en la provincia de Cáceres’

El presidente de la Diputación de Cáceres, Laureano León, y el director de la revista Caza Extremadura, José Antonio Rodríguez Amado, presentaron en el día de ayer en el Palacio de Carvajal de Cáceres La Caza en la provincia de Cáceres, la primera guía sobre la actividad cinegética en la provincia que edita la institución cacereña.

El folleto consta de 48 páginas entre las que encontramos secciones con información sobre el territorio, las especies tanto de caza mayor como de caza menor y las zonas en las que podemos encontrarlas.

Publicaciones Jara, empresa responsable de la realización de las revistas Caza Extremadura y Senderos de Extremadura, ha sido la encargada de la redacción y el diseño de esta guía, mientras que su edición ha sido llevada a cabo a través del Servicio de Turismo de la Diputación de Cáceres con un coste total de 4.672,80 euros. Se ha realizado una tirada de 3.000 ejemplares que serán repartidos tanto en hoteles como en las ferias, los eventos y los actos que organice el Servicio de Turismo.

El presidente de la Diputación puso en valor la promoción del turismo cinegético en Cáceres y ha destacado que «es un segmento de la actividad turística de gran importancia para las economías del mundo rural, contribuyendo a fijar la población y elevar su nivel de vida, ya que cada vez cobra más fuerza el enfoque de esta actividad como un importante revulsivo del desarrollo turístico en nuestro país».

Según el presidente de la Diputación, «la provincia de Cáceres presenta una excelente conservación del medio natural y posee una fauna silvestre diversa y abundante». Además, ha destacado que «miles de cazadores provenientes de todas las partes del mundo eligen los terrenos de caza de la provincia de Cáceres para practicar la actividad venatoria en términos sostenibles».

La importancia económica del turismo cinegético
La caza en la provincia cacereña representa un segmento turístico en alza y supone un importante empujón a la desestacionalización de la oferta turística incrementando, al mismo tiempo, el número de pernoctaciones puesto que la temporada de caza se concentra en los meses de octubre a febrero, el periodo más flojo de la industria turística nacional.

Además, la caza resulta un aspecto esencial para las economías de varias Comunidades Autónomas. Extremadura, junto a Andalucía y Castilla-La Mancha, forman el eje principal de la actividad cinegética que se desarrolla en el territorio nacional, una actividad que tiene beneficios sobre otros sectores económicos, como el de la marroquinería, la restauración o la hostelería, entre otros. Así, en el año 2010, la caza generó para el sector de la hostelería en España más de 850 millones de euros y el índice de ocupación hotelera se incrementó en un 35%.

Deja un comentario