Montería solidaria organizada por la familia Cortés-Toledano

La familia Cortés-Toledano, propietaria de la finca ‘El Acebuchar’ va a organizar una montería solidaria con el fin de recaudar fondos que serán destinados a las Hermanas de la Compañía de la Cruz de Puertollano (Ciudad Real). 

 

Así lo ha dado a conocer Ignacio Cortés Toledano, hijo de los propietarios de la finca, quien ha explicado que la iniciativa de la familia surgió a raíz de tener conocimiento del ‘Proyecto Solidario Carne de Caza’ de la Asociación Interprofesional de la Carne de Caza (Asiccaza), que promueve la donación de alimentos a través de los bancos de Alimentos de España.

La familia Cortés-Toledano, ha comentado, considera importante colaborar de alguna manera con los más necesitados y para ello, ha dicho, organizará una montería solidaria, que para los participantes tendrá un coste de 300 euros, de los que, 150 euros se dedicarán a cubrir los gastos de la misma, y 150 euros irán destinados directamente a las Hermanas de la Compañía de la Cruz.

Ignacio Cortés ha asegurado que la familia espera poder recaudar unos 4.000 euros, aunque, ha apuntado, “también se ha creado un ‘puesto cero (GLOBALCAJA Nº 3190 2050 14 2029252513)’, para que aquellas personas que no puedan asistir a la montería y quieran colaborar, puedan realizar sus donaciones”.

Cortés ha comentado que para la organización de la montería se ha contado con el apoyo de Aproca Castilla-La Mancha y con Asiccaza, entidad que se encargará de gestionar la carne que abata durante la montería y que, también, estará dedicada a fines solidarios.

En este sentido, Jaime Hurtado, gerente de Asiccaza, ha comentado que esta organización se encargará de coordinar la donación de la carne a la Compañía de las Hermanas de la Cruz, a través del Banco de Alimentos.

Para ello, ha señalado, Assicaza contará con la colaboración de la sala de despiece de carne de caza de Juan Felipe Jiménez, que recogerá la carne, la procesará y la envasará de forma adecuada (congelada y envasada al vacío en bolsas de 2 kilos) para una mejor donación. 

De esta manera, ha dicho Hurtado, estará garantizada que la carne de caza, de la que se esperan recoger unos 500 kilos, cumplirá con todos los controles sanitarios, antes de que llegue a los consumidores finales.

Deja un comentario