Presentación del Capítulo Joven de la Fundación Amigos del Águila Imperial

Por iniciativa de un grupo de jóvenes, muchos de ellos parientes de socios de la Fundación Amigos del Águila Imperial. Lince Ibérico y Espacios Naturales de Carácter Privado, se inauguró el pasado 30 de enero en el salón de actos de Técnicas Reunidas, en Madrid, el Capítulo Joven de esta Fundación.

 Esta nueva sección, con personalidad propia, cuenta con el siguiente equipo: presidente, Joaquín Rebuelta Melgarejo; vicepresidentes, Gonzalo Domecq Fernández Durán y Alfonso Martos Carrión; secretario, Enrique Lasso de la Vega Valdenebro; y vocales, Casilda Finat Martínez-Costa, Borja Parias Mora-Figueroa, Fernando Andrada-Vanderwilde Sanz-Briz y Francisco Manrique García Jarana, todos ellos jóvenes profesionales con una clara vocación conservacionista.

El acto comenzó con unas palabras del presidente de la matriz de la Fundación, Fernando Andrada-Vanderwilde, que destacó lo esperanzador de este nuevo “banquillo”  tan necesario para renovar y refrescar los fundamentos de la Fundación.

Le siguió una conferencia de Luis Mariano González, de la Subdirección General del Medio Natural, sobre “Ejemplos exitosos de recuperación de especies amenazadas”, entre las que comentó con detalle los casos del águila imperial ibérica y el lince ibérico. Hizo especial hincapié en lo crítico de la situación de algunas especies y la importancia que tenía la labor de la sociedad a través de este tipo de instituciones y ONG’s, para, junto con las administraciones medioambientales, evitar a toda costa la pérdida del patrimonio natural.

La tercera intervención corrió a cargo de Adolfo Díaz-Ambrona Medrano, actual secretario general Técnico del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. Para los asistentes, ver a un amigo de su generación con un cargo de tanta responsabilidad en el Ministerio fue un ejemplo, sobre todo cuando les contó, las enormes dificultades que estaban teniendo para coordinar con las distintas comunidades autónomas, los proyectos del Gobierno en materia de caza, como por ejemplo, el caso de la licencia única. 

El acto se cerró con una presentación formal de la cúpula directiva de este Capítulo Joven. Su presidente, Joaquín Rebuelta, agradeció a la Fundación la oportunidad que les estaban dando y con sus palabras trató de motivar a los asistentes a unirse. Les recordó que ellos, como amantes del campo, podrían, a través de actividades como visitas a fincas o reuniones formativas como ésta, llegar a ser una herramienta importante en la conservación del patrimonio natural, tal y como lo están siendo sus padres o abuelos.

Deja un comentario