La UE y CyL buscan flexibilizar medidas sin cambiar la norma sobre el lobo

El consejero de Fomento y Medio Ambiente de Castilla y León, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha precisado hoy que aunque la Junta y la Unión Europea trabajan conjuntamente para buscar una solución y “flexibilizar” las medidas para controlar las poblaciones de lobos en la comunidad, no se baraja “modificar la norma”.

A día de hoy, ha recordado el consejero antes de participar en una jornada sobre los retos de la sociedad digital en Valladolid, el lobo no es una especie cinegética al sur del Duero, es decir, que se pueda cazar, ha asegurado a los medios de información.

En Castilla y León al norte del Duero la especie está considerada como cinegética, esto es, que se puede cazar, mientras que al sur de este río, el lobo está protegido, aunque los últimos datos indican que la población lobera se está recuperando en esa zona.

Ayer el consejero de Medio Ambiente se reunió con el director general de Medio Ambiente de laUnión Europea, Daniel Calleja, con el compromiso de las autoridades europeas de que visitarán las zonas de Castilla y León situadas en la cuenca sur del río Duero para analizar los problemas derivados de la presencia del lobo ibérico en la zona, en particular respecto a su convivencia con la ganadería local.

Suárez-Quiñones ha catalogado esa visita como una “oportunidad de oro” para que la Unión Europea conozca de “primera mano” los daños que la “sobrepoblación” de lobo está causando al sector ganadero de la comunidad, originado por la población “procedente del norte”.

Ha recordado el consejero que la norma vigente establece que se pueden tomar “medidas excepcionales” cuando se estén produciendo “serios daños”, aunque la “clave” esta en la interpretación de esta norma, algo que precisamente están consultando la Unión Europea, para aplicar las soluciones con la “mayor seguridad posible”.

Por su parte, el presidente de la asociación agraria Asaja en Castilla y León, Donaciano Dujo, ha manifestado a los medios de información que es necesario un “cambio de la normativa”, ya que el año pasado se produjeron “1.800 ataques de lobo” con cerca de “3.500 animales muertos”, por lo que ha catalogado de “positivo” el encuentro de ayer con la Unión Europea.

Fuente: finanzas.com

 

Deja un comentario