Asamblea y fiesta de la caza de Castilla y León

El pasado sábado, la Federación de Caza de Castilla y León celebró su Asamblea General Anual y la Fiesta de la Caza de la región en el especial y evocador entorno del Monasterio de San Zoilo, de Carrión de los Condes (Palencia), lugar donde las actividades cinegéticas tienen un especial significado espiritual por ser el corazón del Camino de Santiago e histórico por encontrarse en su término abundantes muestras de la importancia que tuvo la caza en estas tierras.

 

Este año, el acto tuvo un especial y reivindicativo comienzo después del plante protagonizado por los miembros de esta Federación al Consejo de Caza y un muy especial significado, el de la unidad de todos los estamentos federativos, necesario por las graves diferencias surgidas en la dirección de la Federación Nacional de Caza, que ha obligado a ocho Federaciones Autonómicas (F.8 – más del 80% del territorio), a constituirse en grupo diferenciado y en frontal desacuerdo con la presidencia nacional, lograda en medio de un proceso electoral que está recurrido por graves irregularidades.

Al ser también un día de celebración muy especial por el reconocimiento a diferentes personas que se han significado de una u otra forma por la caza y por los valores que atesoran en su práctica y custodia, mencionamos muy especialmente, por las extraordinarias relaciones con nuestra Federación, a la actual Senadora, Dña. María Jesús Ruiz, por su etapa al frente de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, y que sigue demostrando desde su actual cargo como Presidenta de la Comisión de Medio Ambiente en el Senado.

Las placas conmemorativas se entregaron a las siguientes personas:

A D. Leonardo De La Fuente, por una eficaz y brillante trayectoria como comentarista en diferentes medios, prensa, radio y televisión, dando siempre una imagen digna y positiva del mundo de la cinegética.

A las tres generaciones de una familia de cazadores encabezada por su patriarca, D. Prisciliano Moreno, acompañado de dos de sus hijos, uno de ellos responsable de la modalidad de Caza San Huberto en la región, y su nieto, como relevos de un gran señor de la cinegética.

A uno de los más brillantes vicepresidentes del estamento federativo, hombre de bien y dispuesto a colaborar y arrimar el hombro en todas las tareas encomendadas, D. Juan Pascual García, de Zamora.

A nuestros jóvenes deportistas abulenses de Recorridos de Caza, D. Gonzalo García y D. Javier González, destacados en la actualidad a nivel nacionales e internacionales y con un gran futuro en la competición.

A dos de los más comprometidos trabajadores de nuestra riqueza cinegética en el entorno único de la Reserva de Caza de la Sierra de Urbión, guardas mayores que han hecho posible la existencia de una de las mejores Reservas de España, D. Ildefonso Mediavilla y D. Jaime Pascual.

Tenemos el deber de afrontar los grandes desafíos actuales con sintonía en el mundo federativo, muchos son los temas pendientes de solucionar, y se hace necesaria, ahora más que nunca, la unión de todos los cazadores, (los federados y los que no lo son) para, con dignidad y orgullo, seguir practicando la caza en nuestros campos con ese sentido de libertad que tenemos todos los que con ilusión y mucho esfuerzo económico, soñamos con unos pocos buenos días de caza, en un campo lleno de vida.

Deja un comentario