De caza por el mundo. Un gran gamo negro en la República Checa

gamo negroV2

Hay animales a los que no se puede cazar en tierras salvajes, sencillamente porque allí no los hay. Algunas especies cinegéticas sólo han llegado a nuestros días gracias al desvelo de los que las han preservado en reservas, parques naturales o terrenos privados. En muchos casos, su interés venatorio es lo que les ha supuesto su indulto del patíbulo al que los subieron la civilización asesina y el progreso malentendido.

Soy un cazador de aventura, me apasionan los retos, y los retos de verdad casi nunca se encuentran detrás de una malla. Soy, también, un cazador coleccionista. Me gustan los ‘bichos raros’, como este gamo negro, y las especies poco habituales. Por esto, cuando se presenta la oportunidad de ir tras uno de estos animales, intento encontrarlo en un lugar que me garantice que lo que voy a hacer es cazar, no disparar al blanco.

Deja un comentario