En el punto de mira. El cartucho para todo

punto-de-mira

Sí, claro que sí, poco a poco el cazador va sabiendo más del equipo que utiliza. La posibilidad de la batería frente al rifle único gana lentamente adeptos preocupados por utilizar lo correcto con cada pieza y modalidad. Muchos más, sin embargo, continúan con la doctrina del rifle único, llegándome con mucha frecuencia esa pretensión transformada en la cuestión «uno que me sirva para todo». Está claro que en ello no sólo se manifiestan consideraciones de conocimiento técnico, sino también, y tal vez en mayor grado, una componente económica muy importante.

De todas formas a poco que se repare en el grueso de cazadores aparece nítida una acomodación muy generalizada y absolutamente opuesta a lo que debería ser: el amoldamiento del tirador a su rifle. Con mucha frecuencia se oye eso de: «Yo sólo me hago con el mío», un claro indicio de como la práctica y la costumbre, la reiteración, consigue en cierto modo superar las seguras carencias técnicas del equipo utilizado. Todo ello se agrava con la elección del cartucho, aflorando entonces unos tan habituales pobres conocimientos balísticos. Afirmaciones como: «Esto no sirve, eso no mata o aquello no para» se utilizan con similar frecuencia que su carencia de rigor técnico.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.