La Sociedad de Cazadores de Santo Domingo acepta la subida por el coto

Fuente: ElCorreo.com – F. Domínguez, 02/08/2012

Los problemas suscitados por el incremento de la cuota de arrendamiento del aprovechamiento cinegético del coto municipal de caza han llegado a su fin, según señaló el alcalde, Javier Azpeitia, en el transcurso del último pleno ordinario celebrado a primeras horas de la noche del pasado martes, cuando el Grupo Municipal Socialista planteó una moción de urgencia que fue rechazada porque, según indicó el presidente de la Corporación, «ya está firmado el contrato con la Sociedad de Cazadores» en las condiciones planteadas por el Ayuntamientos.

La moción, cuya urgencia fue rechazada con los siete votos del PP y UPR-PR, y los favorables del PSOE e IU, pretendía mostrar el apoyo a la Sociedad de Cazadores de Santo domingo de la Calzada, cuyos miembros les habían hecho saber inicialmente su descontento con la subida de más del 165% en la cuota que la asociación tiene que pagar al Ayuntamiento de Santo Domingo (de 6.000 a 16.000 euros):
Dicha subida en el arrendamiento del acotado obliga a incrementar las cuotas de los asociados por encima del 70 %, «lo que en estos momentos de crisis más parece una broma macabra que una decisión municipal justificada política y socialmente, y valorada técnicamente», indican los socialistas.

Con la moción se planteaba el apoyo a la propuesta formulada por la Asociación de Cazadores, ofertando, entre otros aspectos, asumir «un incremento constante durante cada año de gestión, hasta llegar a la cifra de 13.000 o 14.000 euros como máximo, el último de los ocho años, lo que supone incrementar en más del 100% la cuota actual, pero que, con el carácter progresivo haría más asumible la subida para los socios».

Entre otras cosas, el contrato de arrendamiento obliga a los cazadores a «suscribir una póliza de responsabilidad civil de importe no inferior a los 600.000 euros y de 150.000 por víctima, que no tendrá franquicia y todos los años se depositará una copia del pago de la póliza en la tesorería municipal», según se señala en el acuerdo de la Junta de Gobierno.

Asimismo, «le corresponde al arrendatario sufragar los gastos de vigilancia del coto, así como de su conservación de conformidad con el Plan Técnico que apruebe la autoridad autonómica».

Deja un comentario