Valencia amplía cuatro semanas el período de caza en la Comunidad, pese a la sequía

La sequía extrema que sufre la provincia y la Comunitat Valenciana, la mayor desde hace más de un siglo según los expertos de la UA; las pérdidas prácticamente totales de los cultivos de cereales (principal avituallamiento de las más cotizadas especies cinegéticas de aves y mamíferos); y la desertización estructural y abandono de muchas de las zonas de Alicante catalogadas de aprovechamiento cinegético común no han bastado a la Conselleria de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente para mantener el calendario de caza menor en la provincia tal como estaba fijado en los tres últimos lustros. O reducirlo, incluso.

El Diario Oficial de la Generalitat Valenciana (DOGV) publicó recientemente la Orden 12/2014, de 5 de junio, de la Conselleria de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente, por la que se fijan, para la temporada 2014-2015, los períodos hábiles y normas de caza en las zonas comunes y se establecen otras regulaciones en los cotos de caza y zonas de caza controlada en la Comunitat Valenciana. Dicha orden pasó totalmente desapercibida, pero ahora, a medida que se agrava la sequía, diversos clubes de caza municipales (como el de La Romana, en Alicante) no han cerrado los ojos a una realidad: los riesgos que sufren algunas especies, sobre todo la perdiz, de un exterminio casi total, en un año en el que la cría prácticamente no ha cristalizado al morir de sed los polluelos o directamente los ejemplares hembras no poner huevos por estar muy débiles por falta de agua y alimento.

Pese a la histórica sequía sobre todos los territorios de la Comunitat Valenciana, la Conselleria que dirige Isabel Bonig, a través de la dirección general del Medio Natural, ha ampliado el calendario de caza menor (al salto o en mano), es decir, la práctica más extendida de ir a buscar cazador y perro la pieza más deseada (conejo, liebre y perdiz roja, sobre todo). La ampliación del período hábil es de cuatro semanas.

Hace unos quince años, el entonces conseller de Medio Ambiente, Rafael Blasco, dictaminó, a petición de varias organizaciones ecologistas, reducir ese período en un mes en las zonas denominadas de aprovechamiento cinegético común o terrenos libres. Es decir, todos aquellos terrenos rurales y forestales que, cumpliendo la vigente ley autonómica de caza en todos sus términos de seguridad y demás, no están perimetrados por uno o más titulares de la superficie o arrendatarios de la misma bajo la figura legal de coto privado de caza o zona de caza controlada. Este cambio en el calendario supone que del 6 de noviembre al 6 de diciembre, todos los sábados, domingos y festivos el cazador puede echarse con la escopeta al hombro a cientos de miles de hectáreas que hoy por hoy tienen esa consideración de zona común de caza o terrenos libres. Además, según fuentes de la dirección del Medio Natural de la Conselleria de Medio Ambiente, esa superficie vastísima se ha ampliado todavía más en los últimos tres años debido, o bien a la renuncia del derecho de coto de caza por parte de sus titulares, o bien al impago de las correspondientes tasas, lo que deja libres miles de parcelas de monte bajo o alto pese a que sigan sin retirarse las tablillas características (blanco y negro o blanco con el número de coto privado correspondiente).

La Conselleria alega para justificar esta ampliación del calendario dos elementos. Primero, que asume una «reivindicación histórica» de los clubes de caza municipales, que habían visto limitado el período hábil a apenas veinte días (del 12 de octubre al 6 de noviembre). Segundo, que «se equipara» la modalidad de ‘caza al salto o en mano’ a la de ‘con escopeta en puesto fijo’ a la de ‘caza con arco’ en cuanto a períodos hábiles. Además, un portavoz oficial del departamento que dirige Isabel Bonig sentencia: «Se decide ajustándonos a la Ley 13/2004 de Caza de la Comunitat Valenciana». La falta de lluvias y su afectación en las especies de aprovechamiento cinegético, al reducir población por falta de cría en el caso de la cotizada perdiz roja, «está dentro de los márgenes», añade la Conselleria.

vía El Consell amplía cuatro semanas el período de caza en la Comunitat, pese a la histórica sequía . La Verdad.

Deja un comentario