Junta ve una colaboración puntual del agente que ayudó a organizar una batida de jabalíes y archiva el caso

La Delegación Territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente de la Junta en Almería ha decidido archivar las actuaciones realizadas en torno a la investigación que pretendía averiguar la implicación de un agente de Medio Ambiente en la organización de una batida de jabalíes privada tras comprobar mediante su testimonio que se trató de una “colaboración puntual y no de organización”.

Así lo ha indicado la Junta tras finalizar el expediente de información reservada abierto a propósito de la posible organización de una batida de jabalíes, en el Parque Natural Cabo de Gata-Níjar, por parte de un agente de Medio Ambiente. Dicha actividad se publicitó mediante un anuncio en un portal web, si bien la Junta no llegó a recibir una petición para la cacería ni a autorizarla, según indicó a los medios el delegado territorial de Medio Ambiente, José Manuel Ortiz.

A la vista de los hechos, y con el fin de conocer todos los extremos antes de decidir sobre la calificación de los mismos, el 27 de octubre de 2014 la Delegación Territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente abrió una información reservada a un agente de Medio Ambiente.

Tras la toma de declaración al agente por parte de la jefa de Personal de la Delegación, se desprende que el funcionario “ha participado puntualmente en la organización de una batida de jabalíes a título personal” sin que este acto “se pueda considerar, en modo alguno, que sea una actividad profesional o retribuida”.

Desde el Gobierno andaluz han recordado que la ley 53/84, en su artículo 11.1) prohíbe el ejercicio de aquellas actividades privadas que se relacionen directamente con las que desarrolla el Departamento, Organismo o Entidad al que el funcionario esté adscrito. “Sin embargo, exceptúa de esta prohibición las actividades particulares que, en el ejercicio de un derecho legalmente reconocido, realicen para sí los directamente interesados”, puntualizan.

Así, la conclusión de la información reservada, “a la vista de la declaración del agente, es que su participación en la batida ha sido de colaboración puntual y no de organización”, así como que “no ha obtenido beneficio económico por ella”.

De esta manera, la Junta estima que “no cabe la exigencia de responsabilidad disciplinaria al no haber realizado actos o conductas constitutivas de falta disciplinaria”, por lo que se ha propuesto el archivo de las actuaciones sin más trámite.

El anuncio que originó esta investigación permaneció colgado en Internet durante un breve periodo de tiempo. En él se ofertaban hasta dos monterías de jabalíes a finales de noviembre por un precio máximo de 200 euros con comida y veterinario incluido.

vía Junta ve una colaboración puntual del agente que ayudó a organizar una batida de jabalíes y archiva el caso.

Deja un comentario