Junta y Guardia Civil intensifican la vigilancia nocturna ´para erradicar el furtivismo´

La Junta de Castilla y León y la Guardia Civil se coordinan en las labores de “vigilancia nocturna del furtivismo” de caza mayor en la provincia, y en especial en la comarca de Sanabria, donde se desarrolla un “plan intensivo para tratar de eliminar” esa actividad ilegal, según explicó el delegado territorial, Alberto Castro. El delegado admitió que esta práctica “parece estar bastante organizada” en la zona, “hay aspectos que nos hacen pensar” que el furtivismo está estructurado. A esa conclusión han ayudado a llegar los procedimientos judiciales sobre la caza ilegal, especialmente corzos y ciervos, en cotos de la comarca sanabresa sin seguir las prescripciones exigidas por la Ley.

Las dos instituciones mantienen “una actitud activa para erradicar” la caza ilegal en esa zona, donde “principalmente se produce por gentes del entorno”, que conocen muy bien los parajes y dónde se pueden localizar los animales, explicó el delegado.

Castro dijo haber mantenido reuniones con los alcaldes y los responsables de los cotos “para que exista una mayor coordinación para preservar el entorno” de la comarca. Respecto de los delitos de caza ilegal y venta ilegal de carne que se han detectado en esa parte de la provincia, declaró “que la justicia haga su labor”.

Entre esas causas judiciales, se halla el reciente juicio celebrado contra un exagente del Seprona, procesado por cazar ciervos fuera de horario permitido y sin utilizar los precintos de los cotos en los que tiene permiso para llevar a cabo la captura de las especies de caza mayor en Fresno de la Carballeda, municipio en el que la Guardia Civil se incautó de diez canales de ciervo macho y uno de jabalí. El acusado es integrante también de los cotos de Faramontanos de la Sierra, San Cristóbal y Santa María, según se puso de manifiesto en el juicio celebrado el jueves pasado en el Juzgado de lo Penal por la posible venta ilegal de la carne y de los trofeos de las reses mencionadas, que nunca aparecieron, indicó la Fiscalía.

Otro de los casos que más repercusión social ha tenido en Sanabria, y que se juzgará el próximo día 15, es el denominado de la trama de Asturianos, que implica a tres ganaderos de la zona integrantes de la misma familia. La Guardia Civil, tras la denuncia de los cotos de Asturianos y de Palacios, desarticuló un matadero clandestino, en el que se despiezaban, según la acusación de la Fiscalía, los ciervos y corzos cazados ilegalmente en esas zonas acotadas. Los agentes se incautaron de trofeos y rifles usados, al parecer, para la caza ilegal.

vía Junta y Guardia Civil intensifican la vigilancia nocturna ´para erradicar el furtivismo´ – La Opinión de Zamora.

Deja un comentario