Siete denuncias contra la Ley de Caza en el operativo especial de Guardia Civil en la Sierra de Andújar

Fuente: 20minutos.es

El dispositivo de vigilancia sobre el furtivismo en el Parque Natural de la Sierra de Andújar (Jaén) puesto en marcha por la Guardia Civil ha concluido, entre otras cosas, con siete denuncias por hechos contra la Ley de Caza, como transportar cabezas de muflón y cuernas de ciervo sin autorización.

 

Según ha informado este jueves el Instituto Armado, el operativo se desarrolló durante todo el mes de septiembre y la primera quincena de octubre comprendiendo, así, la época de berrea del ciervo, ya que se trata del período más conflictivo para esta especie durante el año, dada la facilidad de poder localizar machos provistos de una buena cornamenta.

Y es que ellos son el objetivo de los cazadores furtivos que buscan buenos trofeos para sus colecciones particulares o para su venta a terceros, lo que puede originar importantes pérdidas no sólo económicas, sino de mejoras genéticas de la especie, a los propietarios o gestores de fincas de caza mayor.

Durante el dispositivo, la Guardia Civil mantuvo tres reuniones de trabajo, de las que dos fueron con personal del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) y otra con la dirección del Parque y agentes, además de realizar 372 Servicios preventivos específicos, 26 entrevistas con la dirección del Parque, agentes, dueños y guardería. También hubo 16 apostaderos en lugares estratégicos, 103 puntos de identificación y controles preventivos en vías públicas y caminos.

En el transcurso de este trabajo, 70 personas fueron identificadas y se inspeccionaron 52 vehículos. Asimismo, se tramitó una diligencia penal con la imputación de una persona cuando navegaba por el embalse Yeguas, en el término municipal de Montoro (Córdoba), con un rifle y un morral con 60 kilos de carne de ciervo.

Además, los agentes de la Benemérita realizaron siete denuncias a la Ley de Caza, de las que tres fueron por transportar cabezas de muflón y cuernas de ciervo sin autorización, una por carecer de licencia de rehala, otra por no contar con el seguro de rehala, mientras que otras dos se debieron a la tenencia de la cabeza de un gamo y de cuernas de ciervo sin autorización. También hubo una denuncia por acampada.

COLABORACIÓN

Las actuaciones se llevaron a cabo por las unidades del Seprona ubicadas en demarcaciones próximas al parque con apoyo de la patrulla Urbana de este mismo servicio. También se contó con la colaboración de las Unidades de Seguridad Ciudadana de los puestos en los términos municipales que se encuentran en el espacio protegido, Andújar, Marmolejo, Villanueva de la Reina y Baños de la Encina, así como de La Carolina y Guarromán. Igualmente, tuvieron respaldo de unidades del Seprona y de los puestos limítrofes con el parque de las provincias de Córdoba y Ciudad Real.

Asimismo, se contó con la colaboración de la dirección del Parque Natural, de los agentes de la Consejería de Medio Ambiente y de los montes públicos Lugar Nuevo y Contadero-Selladores, de titularidad estatal, así como de la guardería privada de las fincas del Parque Natural de la Sierra de Andújar, que comprende más de 40 cotos privados de Caza y cuenta con una extensión aproximada de 74.774 hectáreas.

A la vista de los resultados obtenidos, según ha destacado la Guardia Civil, se observa que “no ha existido prácticamente incidencia furtiva en la zona”, por lo que estudia la posibilidad de ampliar este tipo de actuaciones a otras parte de la geografía provincial, donde se detecte alguna actividad de caza furtiva que motive este tipo de despliegues.

Deja un comentario