Los jabalíes la toman con El Llano y Brañes

Fuente: lne.es

Los jabalíes están causando destrozos importantes en fincas particulares de la zona de El Llano y Brañes, en la falda del Naranco, lo que ya fue denunciado repetidas veces por sus propietarios. El ámbito de actuación de estos animales que cada vez proliferan más a las afueras de Oviedo es, en este caso, de una superficie aproximada de 200.000 metros cuadrados de praderías.

 

Estas quejas fueron escuchadas ayer por la mañana por el portavoz municipal de Izquierda Unida-Los Verdes en el Ayuntamiento, Roberto Sánchez Ramos «Rivi», en el transcurso de una reunión que mantuvo sobre el terreno con algunos de los propietarios afectados.

Sánchez Ramos se comprometió con los vecinos a trasladar todas sus quejas e informó de que solicitará una entrevista con la Dirección General de Recursos Naturales del Principado, para pedir que tomen las medidas necesarias para poner fin a estos destrozos.

En la zona afectada por los daños de los jabalíes hay varias familias que mantienen más de cuarenta cabezas de ganado, entre vacas y cabras, y aseguran que los daños ocasionados tardarán años en recuperarse.

«Con el problema que se van a encontrar ahora es el de la inversión para comprar hierba para su ganado, porque temen que la próxima cosecha no la puedan recoger por las condiciones en las que dejaron el terreno los jabalíes», detalló Sánchez Ramos.

Para paliar en la medida de lo posible esta pérdida económica el portavoz del grupo municipal de IU se comprometió a tramitar las subvenciones a las que tienen derecho las personas afectadas. «Pero el problema es que no serán suficientes para compensar los daños económicos que ocasionaron los jabalíes», comentó Sánchez Ramos, para quien la solución a este problema pasa por frenar la entrada de estos animales. Rivi aseguró que en los últimos años ha habido muchos abandonos de tierras agrarias por el impacto de los jabalíes, «y estos campesinos son los últimos que quedan en Oviedo y merecen que nos preocupemos por ellos, porque además si dejan su actividad toda esta parte del municipio se convertirá en un monte abandonado con los problemas que plantean, comenzando por los incendios», concluyó Sánchez Ramos.

Deja un comentario