Un mosso hiere accidentalmente a otro al intentar abatir a un jabalí

Fuente: ccaa.elpais.com

 

Un jabalí tuvo en vilo durante la madrugada del día 3 de abril a varios agentes de los Mossos d’Esquadra en Barcelona. Resulta que un grupo de paquidermos bajó hasta las zonas habitadas en busca de alimento, pero uno se descolgó del grupo y alcanzó zonas más meridionales. “Algo muy extraño”, revela un portavoz de los Mossos. Durante la empresa de dar caza al jabalí extraviado, un agente resultó herido en la pierna por fuego amigo. Una herida por la que el policía fue ingresado en hospital Clínic, con pronóstico leve.

 

Sobre las cuatro de la madrugada, los vecinos de los distritos de Sarrià, Les Corts y Sants dieron la alerta: un jabalí correteaba por la calle. Fue entonces cuando una patrulla de mossos se personó para hacer desistir al puerco en sus intenciones. En un primer momento, la idea de los agentes fue hacer retroceder al animal hasta su hábitat natural, en la sierra de Collserola. Así, los agentes escoltaron al animal, hasta que este, cansado tras haber recorrido más de dos kilómetros, detuvo su camino de regreso a casa. “Tomó una actitud agresiva y lo tuvieron que abatir”, explican desde el cuerpo policial.

“Los jabalíes tienen la piel muy gruesa, puede haberle rebotado y salir despedida hacia el agente”, explicaba un portavoz del cuerpo

En el intento, la mala suerte se cebó con uno de los agentes, que resultó herido en la pierna por el impacto de una bala disparada por su compañero. Como en cada ocasión en la que los agentes usan sus armas, los Mossos han abierto una investigación para aclarar los hechos. “Los jabalíes tienen la piel muy gruesa, puede haberle rebotado y salir despedida hacia el agente”, explicaba un portavoz del cuerpo. Los disparos se realizaron con el arma reglamentaria de los Mossos, una pistola corta, en vez de usar rifles, “más propios para abatir a este tipo de animales”.

Los vecinos del distrito de Les Corts mostraban su incredulidad ante el incidente. “¿Jabalíes aquí?”, se preguntaba ayer Amparo, vecina octogenaria del barrio; “no, no, no, imposible”. Pero eran muchos los que no daban crédito a la aventura del animal.

En la zona norte de la ciudad, en los distritos colindantes con la sierra de Collserola, la presencia de jabalíes ha aumentado en los últimos años y, en 2011, la Guardia Urbana registró 676 incidencias provocadas por estos animales. Desde el pasado año, el Ayuntamiento ha puesto en marcha varias iniciativas para disminuir la cantidad de jabalíes, ya que la población de estos animales creció el 25% desde 2004 a 2011.

Deja un comentario