Cazadores condenan la colocación de veneno en Álava

Dos asociaciones de cazadores de Álava han condenado la colocación del veneno que el pasado febrero mató a un zorro y a una garduña en la sierra alavesa de Entzia tras confirmarse el envenenamiento como la causa de esas muertes.

En una nota de prensa, las sociedades Salvaterrana de Caza y Araba Cazadores Gestión se han comprometido con las autoridades a colaborar en la investigación de este suceso.

La organización Ekologistak Martxan denunció la muerte el pasado 21 de febrero de los dos animales al parecer a consecuencia de cebos envenenados en un coto de caza en la zona de especial conservación de la sierra de Entzia.

Los primeros análisis ya apuntaron a que podría tratarse de un envenenamiento, algo que finalmente se ha confirmado, según las autopsias hechas a ambos animales, cuyos restos fueron enviados al Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos, un centro de referencia en este tipo de casos, dependiente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas CSIC, ubicado en Ciudad Real.

Las dos asociaciones de caza han hecho público un comunicado tras conocerse es confirmación en el que exigen a las autoridades administrativas y policiales que hagan el “mayor esfuerzo” para identificar al culpable o culpables de este hecho.

También han lamentado que Ekologistak Martxan haya “aprovechado” este “lamentable hecho” para “acusar al coto” donde apareció el veneno y “por tanto a los cazadores”, y solicitar la suspensión cautelar de ese espacio de caza.

Para ambas asociaciones tal acusación fue “intolerable” al no haber “pruebas de tal autoría” y por ello exigen a la citada asociación ecologista que no lance “acusaciones gratuitas y frívolas basadas en sus perjuicios” sobre el colectivo de cazadores.

Deja un comentario