Los accidentes por jabalíes en la calzada cuestan a los cotos de Castellón 40.000 euros al año

Fuente: levante-emv.com

Los accidentes de circulación relacionados con la presencia de jabalíes en las carreteras de la provincia suponen para los cotos un gasto medio anual que oscila entre los 40.000 y los 80.000 euros, en función de la gravedad de los siniestros.

El presidente de la Federación Provincial de Caza de Castelló, Iván Sánchez, explicó que “en lo que va de año se han registrado 20 siniestros de este tipo, que suelen costar a los seguros entre 2.000 y 4.000 euros de media, en función del alcance de los daños”.
Pese a que el número de accidentes ha decrecido ligeramente -en 2012 por estas fechas se habían producido 28-el gasto que supone para los cotos la cobertura de estos siniestros ha obligado a la Federación de Caza castellonense a variar de compañía y modificar los importes máximos de las coberturas. “En zonas donde se han acumulado varios accidentes las compañías han llegado a pedir a los cotos hasta 22.000 euros por seguro, lo que es inasumible para las sociedades de cazadores”, dijo Sánchez, que añadió que “con este nuevo seguro algunas entidades se han ahorrado hasta un 50 % y hemos conseguido ampliar el importe máximo de cobertura para evitar problemas en caso de necesidad”.
Sánchez indicó al respecto que uno de los problemas es que “ahora en caso de accidente la responsabilidad recae sobre los cazadores, clubes y la propia federación cuando a veces la responsabilidad no es de los cotos porque el accidente ha sido originado por una especie que no figura en los planes técnicos de ese espacio como de aprovechamiento cinegético”.
“Es injusto que un coto que solo tiene permiso de perdiz o codorniz tenga que pagar por un accidente originado por un jabalí únicamente porque el siniestro ha ocurrido en su área de influencia”, especificó el presidente de la Federación de Caza, que detalló que “precisamente modificar el artículo 41.1 de la Ley de Caza para que los acotados únicamente sean los responsables de los siniestros en acción de caza es uno de los principales aspectos de la nueva normativa de caza que está previsto aprobar antes de final de año”.
El nuevo documento persigue unificar criterios y evitar que haya una ley distinta para cada una de las variedades cinegética. “Se trata de elaborar un único reglamento, porque también hay disparidades de una autonomía a otra, con el fin de beneficiar al cazador y simplificar los permisos”, dijo.

 

Siniestralidad
Por lo que se refiere a las zonas de la provincia donde se ha detectado una mayor proliferación de jabalíes, desde la Federación Provincial de Caza detallaron que “la zona de la CV-10 que discurre hasta Sant Mateu, Vilanova, les Coves o la Salzadella suele registrar muchas problemáticas relacionadas con la presencia de jabalíes en la calzada”.
La N-232, desde Vinaròs hacia el Norte, así como las vías de la comarca del Alto Palancia son otros puntos de la provincia donde se dan este tipo de siniestros.
Además de la veda para dar caza a estos animales, que se abrirá de forma oficial el próximo 12 de octubre, numerosas localidades han pedido permisos especiales para realizar batidas que ayuden a controlar la población de jabalíes y evitar que los animales dañen las cosechas.

Deja un comentario