Malas perspectivas para la caza menor en Extremadura debido al descenso del número de conejos

Fuente: lne.es

La temporada de caza menor de este año se verá afectada de forma negativa por el descenso en el número de su especie más importante, el conejo, que ha criado mal y se ha visto más afectado por las enfermedades.

El presidente de la Federación Extremeña de Caza (Fedexcaza), José María Gallardo, ha indicado que muchos conejos han muerto este año afectados por su mayor enemigo, la enfermedad hemorrágica vírica, y, además, este 2013 se ha visto más afectado por la mixomatosis.

La enfermedad hemorrágica vírica, que muta cada año ha venido este 2013 “mucho más fuerte”, según ha explicado el máximo responsable de la Federación Extremeña de Caza.

Además, en diversos cotos se ha incrementado la incidencia de la mixomatosis, enfermedad a la que el conejo ha presentado en los últimos años una mayor resistencia, pues lleva décadas conviviendo con ella.

Con estos datos, José María Gallardo considera que es un “desastre auténtico y absoluto” lo acontecido este año con la especie clave para los aficionados de la caza menor en Extremadura.

Mientras tanto, la perdiz “ha criado bien”, pero la especie autóctona alcanza en pocos cotos un número elevado suficiente como para pensar en que se convierta en pieza “clave” de la temporada de caza menor, que se iniciará el próximo día 12, hasta el 6 de enero.

Aunque Gallardo ha querido ser “cauto” a la hora de pensar en un aumento general de la perdiz; ha explicado que sí esta atestiguado el incremento de su número en algunas zonas de Extremadura, como son la comarca de Tierra de Barros o en espacios de regadío y olivares.

Por su parte, en la caza mayor -que también arranca el día 12- se espera tener una buena temporada, en la misma línea de años anteriores; a ello se añade que los trofeos durante la berrea han sido muy buenos, debido a la abundancia de especies que ha habido.

Por su parte, el cazador y componente del equipo nacional de Recorridos de Caza y Compact Sporting, Juan Valero, ha expresado que son muchas las causas que han podido provocar el descenso del número de conejos de este año, entre ellas el calor o que los campos hayan estado más secos.

Valero ha recordado que los propios animales son los más conscientes de las situaciones por las que pasan; y por tanto, si saben que van a tener problemas para que reproduzcan sus crías debido a las condiciones climatológicas, ellos mismos criarán menos.

Deja un comentario