La Reserva se frena

Fuente: eldiariomontanes.es

Después de experimentar un impulso en el transcurso de las últimas semanas, la Reserva del Saja ha sufrido un frenazo. El número de jabalíes abatidos se había situado en los niveles esperados para esta época del año y, además, se estaban viendo muchos animales en prácticamente todas las batidas que se celebraban.

 

Esta tónica se rompió el último fin de semana, al menos en lo que al número de suidos abatidos, porque lo que es presencia de jabalíes en los montes quedó una vez más constatada. Quizá sea porque el tiempo no acompañó del todo o porque el monte está aún alto, pero lo cierto es que, metidos ya en el mes de noviembre, las cifras de capturas deberían ser bastante mas elevadas. El ejemplo más claro de que aún queda mucho para alcanzar el nivel previsto lo encontramos en Liébana. En la comarca más jabalinera de la Reserva son demasiado abundantes las cacerías con uno o dos ejemplares y otras, las de los montes punteros, que se quedan a medio cupo en el mejor de los casos. En el resto de las comarcas, aunque de forma menos acusada, también se nota que las capturas no son las que cabría esperar.

Durante el último fin de semana, por ejemplo, montes brillantes en los últimos años como son Bicobres Norte o Arabedes, dos de los mejores, se quedaron en seis y cuatro animales, respectivamente. En otros, como Peñas Salvorón o Barajo sólo se pudo tocar pelo con un cerdo salvaje. Incluso hubo un cero en Vallejas de San Pablo, cifra poco frecuente en este lote.

En el Nansa, en las dos últimas jornadas de actividad cinegética, destacó la cacería celebrada por la cuadrilla de José Delfín Gutiérrez en Soligote. Fue la única de toda la Reserva en la que se consiguió el cupo, en este caso de tres animales. Tres más se mataron en Casal Este y dos en El Táladro. En Campoo destacó la batida de los de Carlos Antuñano en Soto, de donde se bajaron con tres cerdos salvajes. En Cabuérniga, dos animales se abatieron en La Mahílla, mientras que en Valdeiguña la mejor cacería fue la de Vaocerezo, con un jabalí.

Suspensión

Una de las notas destacadas del fin de semana fue que la cacería prevista para el lote de Onquemada fue suspendida por la presencia de una osa con crías.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.