Cazador y perro se enfrentan a la montaña

Fuente: diariodemallorca.es

Los 25 participantes de la cuadragésima edición del Campeonato Balear de Caza Menor con Perro no se amilanaron el pasado sábado con las previsiones meteorológicas que auguraban precipitaciones abundantes. A las ocho de la mañana se presentaron en las Cases de es Poble Nou, situadas en el coto del Puig de Sant Martí, de Alcúdia, para concursar en la competición anual balear. Los cazadores ibicencos y formenterenses justo habían llegado a la isla unas pocas horas antes.

 

Treinta minutos antes del horario previsto, después del desayuno de rigor, durante el que las brasas de las barbacoas ayudaban a mitigar el frío, el jurado decidió dar el pistoletazo de salida. Las amenazas de lluvia forzaron a adelantarla, aunque finalmente el tiempo dio una tregua a los cazadores, que a pesar de sufrir las consecuencias en el terreno, dejando suelos resbaladizos y enfangados, apenas se mojaron por la lluvia.

Durante las cuatro horas de campeonato los 25 cazadores, representantes de diferentes municipios de las islas, se dispersaron por las 300 hectáreas del coto del Puig de Sant Martí, de la Sociedad de Cazadores de Alcúdia, que ha acogido, un año más, la prueba puntuable para el Campeonato de España. Una zona donde las especies predominantes son la perdiz, el faisán y la paloma torcaz, aunque el representante de la Sociedad de Bunyola, Rafael Pizá, consiguió abatir una tórtola común.

Los participantes no lo tuvieron fácil, después de horas y horas, subiendo y bajando peñascos, esquivando matorrales, pero disfrutando de una fabulosas vistas de las bahías de Alcúdia y Pollença, los cazadores federados empezaban a llegar a las Cases de es Poble Nou, propiedad de la Fundación Maria Ferret, cedidas para ubicar el centro de control de la prueba.

Final de la prueba
Cansados, pero contentos por haber llegado a la meta, algunos más que otros en función del número de capturas, iban haciendo acto de presencia y fichando ante el control donde los jueces anotaban las puntuaciones.

Finalmente los pitiusos fueron los más afortunados, a pesar de no ser grandes conocedores del terreno, pues consiguieron abatir mayor número de piezas y por tanto mayor puntuación. Toni Roig Tur, de Es Xabel·lins, consiguió el primer puesto con 2.750 puntos de las cinco perdices capturadas, seguido por el formenterense Daniel Juan Baumer, de la Sociedad Es Cap, con tres perdices. El pointer doc del representante de Pollença, ayudó a su amo a conseguir el tercer puesto de la clasificación, con cuatro perdices y una paloma torcaz. Algunas de sus piezas cobradas fueron portadas por su perro sin disparo, por lo que se le tuvieron que descontar puntos.

Finalmente las piezas obtenidas por el total de participantes, que no fueron muy numerosas fue de 28 perdices, dos palomas torcaces y una tórtola común. Todo se donará a beneficiencia.

La alcaldesa, Coloma Terrassa, se encargó de entregar trofeos a los ganadores. El ganador, Toni Roig, representará a Balears en el concurso nacional.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.