Juzgan a Lobo Marley por injurias a la directora de la reserva de Fuentes Carrionas

El Juzgado de lo Penal de Palencia celebra este martes la vista oral contra L. M. D. M., representante de la Asociación Lobo Marley, para quien el Ministerio Público pide una pena de 1.440 euros de multa por un presunto delito de injurias cometido en la persona de E. G. C., directora de la Reserva Regional de Caza de Fuentes Carrionas de la Junta de Castilla y León.

Los hechos se remontan al 13 de diciembre de 2014, cuando, según el escrito de acusación del fiscal, el acusado, como representante de la Asociación Lobo Marley, publicó un vídeo en la plataforma de Internet Youtube en el que atribuye “de una forma arbitraria” a E. G. C., en su condición de directora de la reserva de Caza de Fuentes Carrionas de la Junta de Castilla y León, “y por lo tanto en su condición de funcionaria pública”, ser “la responsable de hechos delictivos relacionados con la caza del lobo por la utilización de cebos ilegales de fauna, aludiendo en ese vídeo en la plataforma a que ‘estamos en el escenario del crimen’ y posteriormente, a que se realizan pagos de dinero para la caza del lobo ‘como bien saben los celadores’”.

El Ministerio Público considera los hechos como constitutivos de un delito de injurias con publicidad y pide para el acusado una pena de 1.440 euros de multa, así como una indemnización de 1.000 euros por daño moral para la directora de la Reserva de Fuentes Carrionas.

La Asociación Lobo Marley, que en su página web se define como “el movimiento ciudadano comprometido con la supervivencia de este símbolo viviente de nuestra naturaleza más pura”, reclama “un cambio inmediato de modelo y trabaja día a día para proteger al lobo ibérico de su peor amenaza: la estigmatización”, según firma en la web el acusado, L. M. D. M., en su condición de presidente.

Según la Asociación Lobo Marley, “al lobo se le persigue desde las administraciones por racismo zoológico sin argumentos científicos que justifiquen no solo su muerte diaria y premeditada, si no sobretodo la falta absoluta de legislación que consiga de una vez por todas su conservación a ultranza”.

Fuente: elnortedecastilla.es

Deja un comentario