La Junta habla de “éxito” en la plaga de conejos y UPA pide más medidas

Fuente: abc.es

Las opiniones son diferentes dependiendo del lado del que se escuchen en la campaña para tratar de erradicar o poner una solución a la plaga de conejos que sufren los agricultores en varios puntos de la región. Las reuniones entre la Consejería de Agricultura y las asociaciones agrarias siguen produciéndose, pero parece que la percepción del problema difiere. En todo caso, el que se produzcan reuniones al menos puede apuntar a alcanzar una solución satisfactoria yen el menor espacio de tiempo.

 

Así, el director general de Montes y Espacios Naturales de Castilla-La Mancha, Javier Gómez-Elvira, ha resaltado el «éxito» del programa-piloto que ha puesto en marcha la Consejería de Agricultura para la captura excepcional de conejos en terrenos colindantes con infraestructuras viarias. Esta iniciativa se ha tomado tras comprobar los daños en algunas zonas localizadas de Castilla-La Mancha colindantes con infraestructuras de ferrocarril o carreteras. Y tras un estudio de las áreas afectadas, cuyo trabajo de campo realizaron agentes medioambientales, se concluyó que la zona con mayores daños era la de Quintanar de la Orden.

Gómez-Elvira ha explicado que el programa-piloto se está llevando a cabo desde el miércoles 23 de abril en los terrenos colindantes con la Carretera Nacional-301 a la altura de Quintanar de la Orden, gracias al permiso concedido por la Demarcación de Carreteras del Estado, y en los tres primeros días se han atrapado casi un centenar y medio de ejemplares con la modalidad de hurón y capillo, con la que se captura el conejo en vivo. La acción se continuará en los próximos días y se estudiará su posible puesta en marcha en otras zonas de Castilla-La Mancha.

Además, Agricultura está trabajando en la firma de un convenio con ADIF, el Ministerio de Fomento y la Consejería de Fomento para agilizar estos trámites y permitir que se actúe con celeridad en estas áreas cuando se tenga constancia de problemas.

Reunión de Junta y UPA

Mientras tanto, la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos (UPA) de Castilla-La Mancha se reunió el pasado vierness con el director general de Montes y Espacios Naturales, Javier Gómez-Elvira, para exigir al Gobierno regional medidas urgentes e inmediatas, a medio y largo plazo, para combatir la plaga de conejos que sufren los cultivos de la región y que se ha intensificado en los últimos años. En concreto, el secretario regional de UPA, Julián Morcillo acompañado del secretario de Agricultura, Ramón Sáez, y de la secretaria de Desarrollo Rural de UPA Castilla-La Mancha, María Sánchez se reunieron con Gómez-Elvira para trasladarle la «desesperación e impotencia» que sienten cientos de agricultores por los tremendos daños que la plaga de conejos viene causando en sus cultivos.

Por ello, UPA ha solicitado medidas concretas y urgentes para atajar este problema en zonas específicas de la región. Entre ellas están la comarca de La Manchuela, albaceteña y conquense, Montealegre, Almansa e Higueruela, Quero, Alcázar de San Juan, Villafranca de los Caballeros, Herencia, Villanueva de Alcardete, Miguel Esteban, La Puebla de Almoradiel, Quintanar de la Orden, Pedro Muñoz, Corral de Almaguer, El Toboso y Herencia.

UPA ha ofrecido su colaboración para seguir delimitando estas zonas localizadas que deben declararse como «espacios de emergencia cinegética» y ha mostrado su disposición a trabajar y participar en la elaboración y puesta en marcha del convenio con ADIF y las confederaciones hidrográfricas implicadas para el control de conejos en las zonas de protección de autovías, carreteras, líneas férreas y, sobre todo, en el curso de los ríos donde la maleza hace ineficaces todas las medidas.

Morcillo recordó a Gómez-Elvira que históricamente la propia legislación autonómica reconocía el conejo como una plaga que exige controles continuos y habituales para la protección de los cultivos, pero el Real Decreto 10/2009 que declaraba al conejo «especie de interés preferente» y de alguna manera lo protegía es una ley que ha quedado «desfasada». Por todo ello, UPA Castilla-La Mancha solicita que modifique este Real Decreto y se adapte a la situación actual, ya que siguen siendo una amenaza. En los próximos días la Administración regional se ha comprometido a remitir a UPA el borrador de convenio para realizar sus aportaciones y, además, preparar un Plan de Prevención en las zonas afectadas.

Deja un comentario