Cebras de Zimbabue aseguran que Cecil era un ‘cabrón’

león con cebra

Cecil era un cabrón y un hijo de puta”. Así lo ha asegurado un portavoz de la Asociación Nacional de Cebras de Zimbabue (ANCZ), quien ha confirmado que al menos 470 cebras fueron asesinadas en el Parque Nacional de Hwange desde 2010 a manos de Cecil, de su socio Jericó y de las 16 hembras de su manada.

Según publica lagallina.es, “Venían y las leonas nos atacaban sin avisar, y cuando lograban derribar a una de nosotras, Cecil y Jericó, pero sobre todo Cecil, comenzaban a comérsela viva. Ya me dirá usted qué forma de morir es esa. Así que cuando nos enteramos de que a Cecil lo había matado un dentista yanqui, nos dijimos: ‘Ya tenemos candidato para la medalla de la ANCZ de este año’. Ahora, ofrecemos una recompensa para el que se cargue a Jericó, que es otro cabrón con pintas”.

Para la ANCZ, “todo este follón con lo de Cecil obedece a que había humanos que se sabían su nombre, un nombre que, por cierto, a él no le gustaba. Decía que era un nombre impropio -de maricón con pamela, y usted perdone-, para un león de Katanga de casi tres metros de largo. A Cecil lo que le gustaba era que le llamaran Luis Enrique, que es como muy de macho dominante”.

Para el portavoz de la ANCZ, “las cebras también tenemos nombre. En concreto, de mi familia más cercana, Cecil mató y devoró parcialmente a mi tía Beatrix, a uno de mis cuñados, Brandon, a dos sobrinos: Roger y Hannah, y a un novio que tuve en la gran migración de 2012, Mortimer, que si no llegamos a nada fue porque yo entonces tenía la cabeza hecha un lío, pero él era una bellísima cebra y no se merecía ser acechado, derribado, desgarrado, estrangulado, mordido, abierto en canal y devorado por una panda de sucios leones”.

Fuente: lagallina.es

Deja un comentario