En portada. Desmontando el falso informe ecologista

El pasado mes de diciembre Ecologistas en Acción, publicó un informe titulado El impacto de la caza en España. El informe acierta en denunciar ciertos problemas del sector cinegético, pero yerra en muchas afirmaciones con poco sustento científico.

Analizamos algunos de los aspectos que más nos han llamado la atención, citando literalmente algunas de sus afirmaciones y respondiendo a continuación.

1.- ¿Un sector a la baja?

«Si bien es verdad que la caza en España la practica cada año un menor número de personas, el sector se ha ido fortaleciendo como grupo de presión social y económico, probablemente como reacción desesperada ante la pérdida del potencial cuantitativo».

En efecto, existe una reducción en el número de licencias, pero el sector no está reaccionando desesperadamente, más bien se está organizando y fortaleciendo. Un ejemplo son las asociaciones cada vez más numerosas y con más presencia en nuestra sociedad (Juvenex, Jocan, Jocaex, ACE, CCBP, etcétera…).

«[…], y por la pretensión de convertir la actividad en una industria más, con un notorio afán mercantilista que se alimenta de la progresiva intensificación».

Es cierto que la caza puede definirse como una industria, al igual que los grupos ecologistas tratan de comparar y convertir en ‘industria’ otras actividades, aun alejadas del potencial de la caza y en ocasiones cuestionables si no se realizan de forma ética, como el turismo de observación de fauna.

La caza genera cerca de 55.000 empleos y más de 3.600 millones de euros con datos de la temporada 2010-2011.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.