El juzgado reactiva el caso del celador y lo cita para que declare ante las partes

Fuente: DiariodeLeón.es – C. Fidalgo, Ponferrada, 16/05/2012

El celador de la Reserva de Caza de Los Ancares imputado por un delito de incendio forestal deberá comparecer el próximo 18 de junio en el juzgado número ocho de Ponferrada para declarar ante el juez, el fiscal, las acusaciones personadas en el proceso y su propia defensa.

El juzgado encargado de investigar del incendio forestal intencionado que calcinó 305 hectáreas en Porcarizas (Villafranca del Bierzo) el pasado 17 de octubre, reactiva así el caso para que las partes personadas elaboren sus escritos de acusación —o una hipotética petición de sobreseimiento por parte de la defensa— y soliciten, en su caso nuevas pruebas para concluir la instrucción del caso, según han confirmado fuentes judiciales.

El juzgado de instrucción, que ya ha incoado el procedimiento del jurado, decidirá entonces si finalmente se abre juicio oral en la Audiencia Provincial de León para juzgar a Alberto García, que está suspendido de sus funciones y permanece en libertad con cargos después de haber pagado una fianza de 10.000 euros tras su detención a los pocos días del incendio.

El juzgado ya comunicó a las partes a mediados de febrero el inicio del procedimiento para juzgar al celador acusado de incendiar Los Ancares mediante la Ley del Jurado, al tratarse de un delito doloso. Desde entonces, no se había producido ningún avance significativo en un caso que ha generado alarma social, especialmente en las pedanías de Villafranca del Bierzo afectadas por el incendio, donde las tiranteces entre el detenido y una parte de los vecinos eran evidentes, hasta el punto de que todas las juntas vecinales de la zona llegaron a dirigir un escrito a la Junta de Castilla y León —personada como acusación particular como directamente perjudicada— para que el celador no regresara a su destino tras su puesta en libertad con cargos.

Una vez que concluya la instrucción y si finalmente el juzgado opta por decretar la celebración de una vista oral para juzgarle en la Audiencia, la administración deberá elegir por sorteo una terna de 22 personas para que el juez y las partes seleccionen a las 11 personas que compondrán el jurado.

Se trata del tercer caso en el que los juzgados inician el procedimiento para juzgar a un supuesto incendiario. En los dos anteriores, hubo condena de conformidad.

Deja un comentario