Qué hacer si un jabalí se cruza en nuestro camino

En España se producen cerca de 15.000 accidentes de tráfico anuales debido a los animales salvajes que cruzan nuestras carreteras, de los cuales cerca de un 30% son jabalíes, un mamífero que desde hace años se incluye en la lista de las 100 especies invasoras más dañinas del mundo como consecuencia de su rápida reproducción y amplísima distribución geográfica. Los conductores de las regiones más al norte de la península sabrán de lo que hablamos. ¿Serías capaz de evitar una colisión por culpa de uno de estos artiodáctilos?

Según la Dirección General de Tráfico, 9 de cada 10 conductores se han encontrado al menos una vez en su vida con un animal en medio de la vía que, en la mitad de las ocasiones, ha supuesto una situación de riesgo para los ocupantes del vehículo. Con especial acento en las comunidades autónomas del litoral cantábrico, además de Navarra, La Rioja, Castilla y León, Extremadura, Aragón, Cataluña y algunos puntos de Madrid o del interior de la Comunidad Valenciana y Andalucía, el número de accidentes con víctimas se ha incrementado notablemente el último lustro por esta razón.

El BMW de Marcelino G. Toral tras el impacto y la posterior pérdida de control. © Bomberos Logroño.

Sin ir más lejos, Marcelino García Toral, actual técnico del Valencia Club de Fútbol, resultó herido leve el pasado 23 de diciembre cuando, mientras circulaba por la autovía AP-68 que une Logroño con Bilbao rumbo a su tierra, Gijón, impactó repentinamente con un jabalí que dejó su coche particular en siniestro total, además de causarle contusiones tanto a él mismo como a su mujer y a su madre, con las que viajaba a Asturias para pasar allí la Navidad. Aunque afortunadamente todo quedó en un susto, el estado de ese BMW sirve como ejemplo gráfico de lo que es capaz este ‘cerdito’.

Con motivo de las fiestas invernales que nos conciernen hasta el próximo 6 de enero, SoyMotor.com ha decidido reunir para sus lectores algunos consejos a tener en cuenta sobre el asfalto especialmente si deciden conducir por carreteras secundarias o rurales de determinadas zonas de España:

  1. Evitar los desplazamientos nocturnos, ya que es el momento de mayor actividad para esta especie y tantas otras, como el corzo o el ciervo.
  2. Extremar la precaución en las zonas boscosas con curvas ciegas, así como en las señalizadas con riesgo de fauna salvaje sobre la calzada.
  3. Hacer uso de las luces largas siempre que sea posible, de forma que ampliemos nuestro campo de visión unas decenas de metros más.
  4. Si divisamos un animal a lo lejos deberemos cambiar inmediatamente a las luces de cruce para no deslumbrarlo ni entretenerlo en su camino.
  5. En caso de encontrar un animal en la vía, reducir la velocidad –con seguridad– aunque este no se encuentre en nuestra trayectoria.
  6. Tener en cuenta que el animal estará desorientado, por lo que su reacción será desconocida y debemos respetar un espacio con él.
  7. No salir del coche o bajar las ventanillas del mismo bajo ningún concepto, ya que la embestida de un jabalí o un ciervo puede ser mortal.
  8. Tocar el claxon es una buena manera de estimular al animal y animar que se mueva, pero ten en cuenta que ese sonido puede asustar a otros animales.
  9. Si una vez sobrepasado el animal no se aparta de la carretera, es nuestra obligación avisar a la Guardia Civil para que se tomen medidas profesionales.
  10. Si has visto un animal en esa vía, mantente alerta porque es probable que observes más, ya que suelen desplazarse en manadas.

Con todo y a pesar de poner en práctica las recomendaciones anteriores, no siempre es posible evitar un accidente con un animal de gran tamaño, bien sea por su impacto contra él o debido al volantazo o la invasión del carril contrario que podríamos realizar para evitar la colisión. En este caso, el afectado puede remitirse a la disposición de “Responsabilidad en accidentes de tráfico por atropellos de especies cinegéticas” que concede la Ley, aunque lo ideal sería que el seguro de nuestro coche contemplase este tipo de daños para evitarnos mayores disgustos.

Fuente: soymotor.com

Deja un comentario