La sequía condiciona el comienzo de la temporada de caza mayor en Galicia 

El sábado 26 de agosto comenzó la temporada de caza para el jabalí y el corzo en Galicia, después de un prolongado periodo de sequía que ha dejado los montes en una situación muy precaria, por la falta de alimento y agua.

Debido a esta sequía excepcional en la que está inmersa Galicia era previsible que la primera jornada de caza no ofreciera a los cazadores las condiciones esperadas, por lo que los cazadores fueron consecuentes con la situación, adaptándose a ella, a la espera de una mejoría a medio plazo.

UNITEGA recomienda que se centren las acciones de caza en las zonas donde se vienen produciendo daños a los cultivos para que, al menos, se pueda colaborar con los agricultores en la disuasión de los jabalíes de esas zonas. También se debe tener en cuenta que el terreno está totalmente seco y eso puede provocar lesiones en las patas de nuestros perros, por lo que hay que ir preparados para poder atenderlas como precisan.

La prolongada sequía ha provocado que muchos manantiales y fuentes se encuentren completamente secos, razón para ser cautos y contar con suficiente agua almacenada en los remolques para poder atender las necesidades de los perros que, debido a las altas temperaturas, precisarán de una hidratación suplementaria.

No olvidar tampoco que los cazadores formamos una excelente red de vigilancia para la detección de los incendios forestales, llamando, si es necesario, al teléfono 085.

Ante unas primeras jornadas cinegéticas que, probablemente, sólo servirán para hacer un pequeño entrenamiento con nuestros perros, lo mejor será seguir estas recomendaciones y tomarse esta excepcional situación con calma, disfrutando de los buenos momentos que nos ofrecerá el reencuentro con los compañeros de las peñas y, una vez acaba la faena, disfrutar todos juntos de un buen plato cocinado con excelente carne de caza.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.