Inhabilitan a un cazador por abatir un jabalí en una zona de seguridad

Fuente: lne.es

 

Una multa de 7.513 euros y la retirada de la licencia de caza durante diez años. Ésta es la sanción que ha impuesto el Gobierno del Principado de Asturias a un cazador por abatir un jabalí en Santullano en una zona en la que está prohibido de forma expresa cazar. Probablemente la acción habría pasado desapercibida si no fuera porque un fragmento de la bala que abatió al jabalí terminó impactando en la pierna de otro cazador, que resultó herido. Esta circunstancia propició que el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona) se personase en el lugar para investigar los hechos.

Según ha informado la Guardia Civil, se trata de una infracción considerada «muy grave». Las mismas fuentes indicaron que los agentes constataron que el cazador, cuya identidad responde a las iniciales R. G. S., desarrolló una actividad cinegética en una vía pública catalogada como zona de seguridad y en la que el ejercicio de la caza está prohibido con carácter permanente. Además, atribuyen al cazador el disparo por el que su compañero de batida. L. T. A., que en el momento del accidente tenía 62 años, resultó herido.
Tras la denuncia del Seprona, el Consejo de Gobierno del Principado acordó imponer a un cazador una multa de 7.513 euros y la retirada de la licencia de caza durante diez años según la ley de Caza autonómica al abatir a un jabalí en una zona expresamente prohibida. Los hechos que motivaron la sanción al cazador tuvieron lugar, según se desprende de la denuncia presentada por el Seprona, en septiembre de 2011, en la carretera local que discurre entre las localidades de Santullano y Otero, en Las Regueras. Las mismas fuentes consultadas de la Guardia Civil aseguran que son «bastante frecuentes» las llamadas de vecinos a la Benemérita alertando de la presencia de cazadores en el perímetro de seguridad de las viviendas. En más de una ocasión la patrulla de la Guardia Civil ha tenido que acudir a Santullano de Las Regueras a requerir a los cazadores.

 

 

 

 

Deja un comentario